Los niños de Topsia.

bsh

Topsia es un barrio de Calcuta, como otros lleno de gente, de coches y de ruido. Pero, además, Topsia tiene un slum, un barrio de chabolas alineadas en una calle, detrás de un canal. Desde nuestra experiencia europea cuesta imaginar como vive allí la gente. Los niños corretean por esa calle, las mujeres y las niñas recogen y acarrean agua desde alguna de las fuentes de agua potable o trabajan manejando grandes tijeras para recortar piezas de sandalias para alguna fábrica que utiliza esa mano de obra barata, manos de mujeres y niñas.

Los niños de Topsia, sobretodo los del slum, con padres analfabetos y la mayoría sin trabajo, estaban condenados también al analfabetismo, la escuela no entraba en los planes de las familias del barrio. Sin embargo solo la educación puede hacer que esos niños puedan aspirar a que sus vidas cambien, porque la educación es el arma más poderosa para cambiar el mundo. Evidentemente que también lo es la inversión estatal y lo son los programas de desarrollo económico capaces de mejorar la siutación de la gente, pero en paises pobres o no, la India no lo es, pero donde las desigualdades son tan exageradas es muy difícil que los pobres puedan salir de su miseria. Pero sí es posible que los niños, y sobre todo las niñas que siempre son las últimas en las prioridades de las familia, puedan acceder a la educación. Y eso es lo que Kika Simó decidió en 2006 conseguir que aquellos niños cuyas sonrisas le robaron el corazón, pudieran ir a la escuela.

bsh

Y ahí están ahora, casi 200 matriculados en escuelas de primaria y secundaria o recibiendo clases de preparación para poder ingresar en una.

Al principio todos los niños se escolarizaron en educación primaria y ahora algunos de ellos, ya con 16 o 17 años cursan educación secundaria y pasarán pronto a High School y algunos de ellos a la Universidad. Sobre todo en el caso de las niñas esto representa una mejora importantísima de sus vidas, habiéndose logrado parar algunas de las bodas infantiles que en India son aún frecuentes. Pero es que además ir a la escuela es también un antídoto contra la suciedad y las enfermedades. Kika se cuida de todo ello.

Kika Simó, Kikamum para todos sus niños, empezó montando un sistema que permitiera a los niños acceder a la escuela. Convenciendo a las familias, preparándoles el acceso, pagando las matrículas, los uniformes, los libros y todo el material escolar a la vez que asegurando el seguimiento de esos niños en las escuelas. Y ahora eso está consolidado.

En Topsia tiene un local donde los niños al volver de la escuela y en turnos según su horario escolar van a realizar sus trabajos escolares con el apoyo de maestras que controlan el de cada niño y les ofrecen clases de refuerzo que aseguren su buen desempeño escolar.

Y Kikamum está con ellos, los recibe, los tutoriza, los asesora, los controla y los despide.

Pero sobre todo los quiere, les ofrece todo su apoyo y su cariño, y ese amor que ella da se expande por cada rincón de ese espacio donde reina un ambiente de paz, alegría y valoración del esfuerzo y la educación que para mí, que he dedicado toda mi vida profesional a la educación, ha sido una de las experiencias más estimulantes que he conocido.

Un día con los niños de Topsia y Kika Simó fue como una transfusión directa de amor y de felicidad.

Sí, Los niños de Topsia, es una ONG construida y que se sustenta en el amor que Kika ofrece generosamente a todos, los niños y sus familias. Pero las matrículas, los uniformes, los libros, el material escolar, las maestras y el local no se pagan con amor sino com rupias. Por eso es tan importante cualquier ayuda que le sirva a Kika Simó para continuar ayudando a que las niñas de Topsia estudien y posterguen los matrimonios y la maternidad, a que los niños no abandonen los estudios y que las familias se sientan orgullosas de tenir hijas e hijos que podràn tener trabajos que ellos jamás pudieron ni soñar.

Los niños de Topsia es una ONG donde podéis estar seguros que el dinero se destina a lo que os he dicho, donde cada euro donado se convierte en 78 rupias que se destinarán íntegramente al mantenimiento de toda esa red de, para usar una palabra de moda, empoderamiento de la gente de Topsia gracias a la educación. Una red tejida con la voluntad, la fuerza y el amor de Kika Simó.

Así que aquí os dejo la C/C donde podeis hacer donaciones puntuales o periódicas.

Banco Santander. ES79 0049 5790 02 291 6028617

Y la web: https://www.losninosdetopsia.com/

2 pensaments sobre “Los niños de Topsia.

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out /  Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out /  Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out /  Canvia )

S'està connectant a %s